Inicio Soria Asaja Soria celebra su asamblea con las ausencias de los premios Espiga...

Asaja Soria celebra su asamblea con las ausencias de los premios Espiga y Tizón y la preocupación por la PAC

SORIA, 22 (EUROPA PRESS)

Asaja Soria ha celebrado este jueves su asamblea navideña con las ausencias presenciales de los premios Espiga y Tizón y con la preocupación por la Política Agraria Común (PAC).

La organización otorgó este año al consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural de la Junta de Castilla y León de 2019 a 2022, Jesús Julio Carnero, el premio Espiga por su atención con la organización mientras que el Premio Tizón fue para la Consejería de Medio Ambiente por la resolución que prohibía cosechar por la alerta de incendios.

El presidente de Asaja Soria, Carmelo Gómez, junto al presidente de Asaja en Castilla y León, Donaciano Dujo, han presidido el acto al que ha asistido el viceconsejero de agricultura, Juan Pedro Medina.

Medina ha apuntado que la PAC de este año es la que más rechazo ha generado en décadas, que conlleva “más exigencias y menos presupuesto”.

El viceconsejero ha señalado que estos cambios “perjudican a la provincia de Soria porque son parcelas más grandes que la media regional”, y estas modificaciones “penalizan a explotaciones grandes”.

Así, ha confiado en que lleguen a Castilla y León ayudas similares que, en 2022, así como el pago rápido de las ayudas a los agricultores y ganaderos, como este año, que ya se han abonado 850 millones.

MAL AÑO PARA EL CAMPO

Donaciano Dujo por su parte ha calificado el año 2022 como “malo para el campo de Soria y Castilla y León” con una “cosecha muy baja, un 38 por ciento menos que 2021” y con “producción láctea por debajo de la media”.

“Si en producción ha sido mala, en costes de producción ha sido catastrófica, motivados por el gasóleo, abonos, nitratos, electricidad, maquinaria, repuestos, piensos, medicamentos…”, ha manifestado Dujo.

En cuanto a la agricultura, “la sementera, el coste de una hectárea de secano ha pasado de 500 euros a 1.200 euros”. “La cabaña ganadera ha tenido que sacrificar a los animales menos productivos a causa de los costes”, ha manifestado Dujo.

El presidente de Asaja en la Comunidad ha recordado que 2023 será año electoral para los agricultores, por lo que el 12 de febrero 38.800 agricultores y ganaderos elegirán a los dirigentes de las entidades agrarias, de las cuales Asaja es la más mayoritaria.


- Te recomendamos -